Viajes y Bipolaridad

Me encanta viajar…  y el pensamiento de Anais Nin se ajusta a mi criterio de viaje:  yo viajo por siempre… para buscar otros estados… vivir otras vidas y otras almas.

Estuve en Europa el mes pasado y hace una semana regrese de Hawaii.   Los viajes y la bipolaridad pueden ser desastrosos.  Y ya lo he experimentado cuando no tomo las precauciones necesarios.

 

Algunos consejos cuando viajen mis queridos bipolares:

 1.  Recomiendo mucho descanso antes del viaje.  Es importante adaptarse si hay cambios de zona horaria.   Durante un viaje a Europa algunos años atrás , parrandee mucho y salí con una amiga que era uno de mis triggers.  NO DORMI MUCHO Y ME LA PASE DE FIESTA. Consecuencia:  una de mis peores manías bipolares que duro más de la cuenta.   Regrese de Madrid directo al hospital y con problemas para bajar mis ansiedades.

Luego de esta experiencia debo confesar que tenía un poco de miedo de viajar a Europa sola.  Sin embargo este último viaje lo disfrute mucho y me sentí feliz con mi familia Europea.   Dormí los primeros días  un poco mas de la cuenta para adaptarme a la zona horaria.  Eso sí durmiendo de noche y no de día.  Recuerden que tenemos que dormir suficiente si no queremos manic powers durante el viaje.  Esta vez dormir mucho!

2.  Aeropuertos y Aglomeraciones.   Hoy día viajar es mas complicado y en los aeropuertos hay aglomeraciones y mucha gente diferente.  Si estamos acostumbrados a una rutina esto puede activar algunas mini manías.  Por lo que sugiero llevar un libro de notas y escribir las experiencias que encuentras en el camino.  Esto me ayuda mucho a mantener mi sanidad pues luego lo comento con mi pareja y ambas analizamos los cambios del mundo de hoy.   Estamos viviendo un mundo lleno de tecnología y consumismo que a veces nos asusta a los bipo-sensibles.   El cuadernillo ayuda.

4.  Ajustes de regreso a casa.  Si hay cambio de horario el regreso puede también afectarte.  Recomiendo mucho que las vacaciones no se limiten solamente a el viaje pues es recomendable tener algunos días de descompresión antes de regresar a la rutina.  Duerme un poco y ajustarte a tu nueva realidad.  Si lo necesitas conversa con tu doctor@.

5.  Antes de viajar planea bien y mantén un plan de emergencia con tu pareja, familia e involucra a tu doctor.   Es importante que sepan donde estas pero no te limites.  VIAJA… EXPLORA… DESCUBRE… PRUEBA… eso es el LUJO!

 

Advertisements