Song of the day

I have a friend since I was 17 years old. I didn’t like him/her at first… I thought we were different, but we were very much the same. He/She introduces me to technology, new software, natural walks, birding, floppy disks, and beautiful art and history.  We have several adventures together… from riding cars, watching movies, eating burgers and contemplating a sunset.

We both love sci-fi (STAR TREk and STAR WARS), and he introduces me to progressive music.  We watch Allan Parson Project in Panama with our partners many years ago and it was a very HAPPY DAY in my life!

We went camping and biking in national parks in Panama and we ate tortilla and puerco frito (Panamanian pork) en Azuero while waiting for the swell to be better for my longboard.

I still have some of the CDs and paintings he has given me over the years. Now we are apart because he is married with two kids, but he is one of my Yodas along with this incredible journey towards the stars.

Thank you THE ONE for all the wisdom you have given me over the years!
We have several angels along with our life that touch us for a reason, and it is great when we feel them, and we let them humbly act in our lives.

It is so important to have artists, poets, writers and well-educated people (engineers, doctors, teachers, scientists, permaculture experts) in this new arising ECOTOPIA.  We used to be depressed and sad by the injustices of the world… but Mother Nature has always control and today is reclaiming her space.

 

 

 

Adios 2019 y Bienvenido 2020!!!

El año 2019 fue de aprendizaje… aprendiendo filosofía oriental y conectando con el budismo.  Fue un año de viajes increíbles a Asia y a Europa, en donde conocí nuevos amigos, nuevos sabores.  Aprendí con maestros formales y de algunos informales, lecciones que voy a atesorar por siempre.

Descubrí en el 2019 que puedo vivir sin miedo a enfermarme y que esa montaña rusa de emociones puede controlarse.  Deje el terror de una mania bipolar atrás gracias a la ecuanimidad:  “El antídoto para el desequilibrio”.  Aprendí que amor y la amabilidad es también un tipo de meditación.

En las montañas de Suiza con meditación y silencios pude controlar mi mente bipolar, con tan solo 20 minutos de practica diaria.  El silencio puede ser difícil y me cuesta mucho dejar la tecnología.  Pero en los 7 días de silencio y dieta vegetariana, rodeada de unas montañas impresionantes, aprendí a dejar mis pensamientos y entender que podemos dejar de estar en piloto automático!

Ha sido un año maravilloso en todo sentido.  Nunca pensé que el budismo me atraería tanto. Las enseñanzas de Stephen y Martina Batchelor, con un enfoque laico y secular han llegado a mi vida en el momento justo.   Como todos, necesito cultivar un nuevo estilo de vida basado en menos cosas… y responder de una forma diferente sin reactividad y con mas ecuanimidad.  

La bipolaridad ha sido la mejor excusa para mi reactividad, y por mis traumas y pasado me seguía equivocando con amigos, familias y hasta trabajo.  He aprendido en meditación que puedo ser diferente y que los hábitos repetitivos y negativos tengo que dejarlos ir!!

meditation

Siento que hasta mi cuerpo esta en un proceso de cambio.  La meditación me ayuda a entender mejor mis pensamientos y me ayuda a dejar de asumir y entonces me siento LIBRE!!

Estuve viviendo por mucho tiempo en control remoto para evitar los excesos de la bipolaridad.  Ahora entiendo que también parte de la practica diaria es entenderme,  aceptarme y amarme.

Finalmente el 2019 me enseño que la IMPERMANENCIA es el regalo del cambio y que “strategic awareness” me ayuda a tomar las desiciones correctas en el momento correcto!

Gracias a todas las personas que han influido positivamente en mi vida en el 2019!  Feliz año y que en el 2020 estemos más presentes, aprendamos a escuchar conversaciones sin interrumpir y dar las respuestas de manera consciente y creativa!  Estoy trabajando en ello!

 

El negocio del Mindfulness

meditation

Me da risa que todos a mi alrededor me hablan de mindfulness.

De lo importante de la meditación individual para lograr la felicidad absoluta.

Creo que es importante meditar y respirar… pero hay mucho mas.

Hay que conectarnos con otros en la búsqueda de la felicidad.

Hay que conectar con natura para mantener la sanidad.

Pero el mindfulness se convierte en otro negocio mas.

Vivimos conectados con pantallitas de celulares

respondiendo e-mails y chats.

Y meditamos con el celular… y con las pantallas.

Y nos cuesta… y nos cobran por el mindfulness.

Vivimos en una sociedad tan narcisista

que pretende enseñar “happiness”con libros y ejemplos matemáticos.

Que pasa con las experiencias reales?

Que pasa con la espiritualidad compartida

y la naturaleza?

Mi mindfulness es menos yo… y mas natura.

Tal vez mi bipolaridad me hace ver lo que no es?

Pero en mi mente psicodélica y poco tradicional pienso

autenticidad, naturaleza, humildad y mas amor = Mindfulness

Entre dos Mundos

Aprender a manejar la bipolaridad es buscar el balance y para muchos es un camino que parece imposible.

En mis años de batalla con la enfermedad he descubierto que existen diferentes formas de manejarla, sin embargo ha sido muy difícil lograr que alguna terapia me funcione al 100%

He tratado varias formas:

  1. ignorarla… y tal vez desaparezca sola
  2. Con tratamiento profesional y mucha medicina
  3. Naturalmente… sentir la fluidez de la enfermedad y abrazarla o
  4. Holísticamente… la que experimento en estos momentos.

Aunque yo siempre preferí la manera natural;  mi familia, amigos y sobre todo mi pareja se aterran… y cuando llegan esas reacciones diferentes y un poquito más excéntricas… me mandan al médico de inmediato y a tomar más dosis de tegretol o una de esas meds más potentes que me adormecen por momentos… que me ayudan a ignorarme… a no sentir… no soñar… ni decir… pero que me corta las manías.

Desde hace un par de meses y luego de mi última crisis de manía estoy probando una terapia más ecléctica, gracias a una nueva psiquiatra que me esta ayudando e entender un poco más mi enfermedad.   No quiero adormecerme y no quiero simplemente caminar y no dejar rastros… no quiero ser una más de las tantas mujeres que caminan sin ser… y sin hacer.   Dónde están mis heroínas?

En estos años de sube y baja, estoy aprendiendo a medicarme y a tranquilizarme…  y a meditar….

estoy meditando por primeara vez en mi vida y me gusta!

Quiero aprender  a dejar de ser mi enfermedad….  cuando por breves momentos he SIDO mi enfermedad, abrazando la locura o genialidad de la bipolaridad…  es cuando esa fuerza cósmica dentro de mí me transforma… y entonces me pregunto… ¿si esos pensamientos locos adormecidos son realmente mi SER?

El tegretol o su comodín… me adormece… me entumece… y me enloquece.

Sí, yo prefiero la manera holística… pues  entonces puedo ser creativa y atrevida… pero me asusta perder el control.